En los últimos 10 días, los casos en la Zona Básica de Sarriguren se han incrementado en 12

La llegada de la llamada «nueva normalidad» no quita para que se continúen con las medidas de defensa ante una enfermedad que no ha desaparecido

La llegada este domingo de la «nueva normalidad» ha traído, por fin, la apertura de las zonas de juegos infantiles o el desplazamiento a otras comunidades.

Aunque ello nos pudiera dar una sensación de seguridad, la COVID-19 sigue estando entre nosotros. De esta forma, en los últimos 10 días, se han producido 12 nuevos casos en la Zona Básica de Sarriguren con un incremento a 14,63 casos por cada mil habitantes, con un total de 170 casos contabilizados oficialmente (158 el 12 de junio).

No está de más recordar que hay que usar mascarillas (obligatorias) si la distancia no se puede cumplir, lavarse las manos en varias ocasiones y mantener la distancia social.

El resultado de un incremento de casos podría suponer la vuelta a fases anteriores no queridas ya por nadie. Sentido común, que nos va mucho en juego.