Aumenta un 14,7% la criminalidad en el Valle de Egüés/Eguesibar, con 32,9 delitos por cada 1.000 habitantes, aunque se sitúa 20 puntos por debajo de la media en Navarra

Imagen de archivo de un vehículo de Policía Foral en Sarriguren. Foto: Sarrigurenweb.com

Los cuerpos policiales que operan en Navarra registraron el año pasado 35.090 infracciones penales, un 5% más que en 2022, cuando fueron 33.409. De esta forma, la tasa de criminalidad de los últimos doce meses se sitúa en la Comunidad Foral en 52,2 infracciones penales por cada 1.000 habitantes, un punto por encima de la media nacional.

Son datos del Balance de Criminalidad que hoy ha publicado el Ministerio del Interior y que recoge la evolución de la criminalidad en España registrada en el año 2023 por los Cuerpos de Seguridad del Estado (Policía Nacional y Guardia Civil), los Cuerpos de Seguridad dependientes de las Comunidades Autónomas (Ertzaintza, Mossos d’Esquadra y Policía Foral de Navarra), y también por aquellos Cuerpos de Policía Local que facilitan datos a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

El año pasado se incrementaron los homicidios dolosos y los asesinatos consumados, que pasaron de 3 a 6, y lo hicieron también los homicidios dolosos y los asesinatos en grado de tentativa, que pasaron de 21 a 32 (52,4%).

En la línea de los últimos años, aumentan los delitos contra la libertad sexual conocidos, y lo hacen en un 30,2%, al pasar de 321 a 418. En lo relativo a las agresiones sexuales con penetración, esta subida es del 6,6% (pasan de 76 a 81), y es mayor –del 37,6%- en el caso del resto de delitos contra la libertad sexual (que pasan de 245 a 337).

Crecen en un 15,2% las sustracciones de vehículos (que pasan de 132 a 152). El incremento es del 10,7% en el caso de los robos con violencia e intimidación (de 422 a 467). Aumentan también los hurtos, en un 6,8% (de 8.108 a 8.661), y en un 2,8% lo hacen los robos con fuerza en domicilios, establecimientos y otras instalaciones (que pasan de 1.464 a 1.505).

Los delitos por tráfico de drogas crecen un 7,5% (de 147 a 158).

El año pasado no se registró ningún secuestro, frente a los dos de 2022. Además, descienden en un 6,4% los delitos graves y menos graves de lesiones y riña tumultuaria (de 404 a 378), así como el resto de la criminalidad convencional, que lo hace en un 2,1% (de 16.886 infracciones a 16.528).

Respecto a la cibercriminalidad, se han producido un total de 6.785 delitos, lo que supone un incremento del 23,4% respecto a 2022 (cuando fueron 5.499). Aumentan en un 25,9% las estafas informáticas (de 4.816 a 6.061) y lo hace en un 6% el resto de ciberdelitos (de 683 a 724).

Por último, la tasa de detenidos e investigados durante el año pasado fue de 156 por cada 1.000 infracciones penales. Y el porcentaje de infracciones penales esclarecidas fue del 32,1%.

Desglose por municipios

El Balance de Criminalidad recoge el desglose de municipios de más de 20.000 habitantes:

En el Valle de Egüés/Eguesibar, el número de infracciones penales ha aumentado un 14,7% (de 634 a 727). La tasa de criminalidad es de 32,9 infracciones penales por cada 1.000 habitantes.
En Pamplona/Iruña, han subido las infracciones penales en un 3,9% (de 14.830 a 15.405). La tasa de criminalidad es de 74,9.
En Tudela, el incremento ha sido del 6,5% (de 2.405 a 2.561 infracciones penales). La tasa de criminalidad es de 68.
En Burlada/Burlata, el número de infracciones penales baja en un 0,4% al pasar de 673 a 670, con una tasa de criminalidad de 32,1 infracciones por cada 1.000 habitantes.

Publicidad